Coaching remoto: cómo funciona y por qué está en auge

La tendencia a utilizar coaching remoto se aceleró durante la pandemia, ya que muchas organizaciones necesitaban asistencia digital para afrontar el rápido aumento del teletrabajo. Aunque el coaching remoto ya existía, el Estudio Global sobre Coaching 2020 de ICF demuestra que, desde marzo de 2020, se ha incrementado el uso de las plataformas de audio y vídeo (un 74 %) para la práctica del coaching. ¿Funciona el coaching remoto? Si es así, ¿cómo?

Historia e impacto del coaching tradicional

El coaching empresarial comenzó a finales de los años sesenta como un campo relativamente nuevo, pero no se popularizó hasta la década de 1980. Entre los pioneros del sector se incluyen organizaciones como Personnel Dimensions, Inc., seguidas de personas como John Whitmore, Laura Whitworth y Thomas Leonard. Desde entonces, los primeros modelos de coaching, como GROW y el Modelo Co-Active se han estudiado en cuanto a su efectividad y sus limitaciones.

Antes del movimiento actual para democratizar el coaching profesional (es decir, ofrecer el coaching a todos los niveles de una organización), solo podían acceder a él los ejecutivos. La literatura de principios de los años 2000 define el coaching como «(…) una relación a corto plazo entre un ejecutivo y un consultor (desde dentro o fuera de la organización) (…) creada para conseguir un resultado específico y acordado mutuamente».

Aunque en los años setenta y ochenta la investigación sobre el ROI del coaching era mínima, el estudio publicado por el Manchester Review en 2001 revelaba unos resultados positivos. El informe dice: «(…) siendo conservadores, se calcula que el ROI (para los 43 participantes que hicieron una estimación) promedió casi los 100.000 dólares o 5,7 veces la inversión inicial realizada en el coaching».

¿Existen unos resultados similares para los servicios de coaching remotos actuales?

¿Por qué funciona el coaching remoto?

Un estudio de 2011 que comparaba las prácticas del coaching presencial y del coaching remoto reveló que no existía ninguna diferencia significativa en términos de crear relaciones y hallar soluciones. La investigación demuestra que el coaching remoto puede beneficiar a las empresas porque mejora el bienestar del personal, refuerza su sensación de propósito, mejora el compromiso e impulsa el impacto del aprendizaje virtual, entre muchos otros beneficios. Por tanto, es un sí rotundo: el coaching remoto funciona.

El coaching remoto influye en la salud mental y en el bienestar psicológico

El coaching remoto es una herramienta poderosa no solo para favorecer el desarrollo de las personas, sino también para mejorar la salud mental y el bienestar del personal. En un mundo laboral cada vez más descentralizado, donde cada día aparecen nuevos factores de estrés, esto es particularmente importante. Para los empleados, tener acceso a un coach a la hora de abordar un problema les permite conseguir el apoyo que necesitan, en el momento que lo necesitan. Los estudios demuestran que un coaching individual virtual puede mejorar el bienestar psicológico en los coachees porque refuerza sus capacidades de autoconsciencia y regulación emocional. Al fomentar la conexión social, el coaching individual también puede minimizar la sensación de aislamiento, un problema que ya existía y que la pandemia ha exacerbado.

El coaching remoto refuerza el sentido de propósito del personal

Para los empleados, el sentido de propósito puede hacer que se sientan realizados al encontrar un significado en el trabajo diario. Afortunadamente, los datos de CoachHub demuestran que el 91 % de los coachees sintieron que aumentaba su propósito después de las sesiones de coaching digital. El coaching puede ayudar a los empleados a comprender cómo contribuyen al crescimiento de una organización, lo que puede reforzar su sentido de pertenencia.

El coaching remoto mejora el compromiso de los empleados

En enero de 2021, el compromiso del personal era del 39 %, frente al 36 % medido un año antes. Este compromiso de los empleados ha crecido lentamente a lo largo de la última década, aunque todavía un 61 % se siente desvinculado o carece de motivación. Afortunadamente, los datos generales muestran que el coaching remoto afecta positivamente al compromiso del personal y que el 96 % de los usuarios de CoachHub dijeron estar comprometidos (en comparación con solo un 30 % de compromiso en las plataformas actuales de aprendizaje electrónico).

El coaching de follow-up impulsa el aprendizaje virtual

En el estudio de Gartner sobre el impacto del aprendizaje virtual (2021), los investigadores descubrieron que los empleados que recibían un coaching posterior a la formación eran 1,5 veces más propensos a aplicar las habilidades recién aprendidas, en comparación a quienes no lo recibían. El motivo es que el coaching ayuda a poner en contexto habilidades que, de otra forma, parecen abstractas y genéricas.

¿Cómo funciona el coaching remoto?

En su forma más sencilla, el coaching digital ayuda al coachee a superar un desafío con ayuda de un coach. Entre los elementos importantes del coaching remoto se incluyen su estructura logística, la orientación personalizada, la conexión entre coach y coachee y un enfoque centrado en el crecimiento y el desarrollo. Este es el aspecto que puede tener un coaching remoto.

1. Estructura del coaching remoto

El coaching remoto se centra en sesiones periódicas de persona a persona con un coach empresarial, realizadas por videoconferencia o llamada telefónica. Aunque no existe una frecuencia estándar para las sesiones, a menudo, estas suelen tener lugar dos veces a la semana. Aparte de las sesiones en vivo, entre cada reunión programada, el coaching remoto puede incluir microaprendizajes —ejercicios realizados fuera de la sesión, como autoevaluaciones y anotaciones en un diario— y mensajes de texto.

2. Coaches remotos certificados

Técnicamente, cualquiera puede decir que es un coach, y por eso las certificaciones proporcionan a los clientes una forma fácil de distinguir entre las distintas opciones de coaching remoto. Entre las principales organizaciones reguladoras se incluyen la Federación Internacional de Coaching (ICF) y el Consejo Europeo de Mentoring y Coaching (EMCC). Las certificaciones de coaching también son útiles porque ayudan a cuantificar la experiencia de un coach. Por ejemplo, todos los coaches de CoachHub han completado un mínimo de 500 horas de coaching, tienen más de seis años de experiencia directiva y son miembros de una organización grande.

3. Matching de coach y coachee

Las soluciones de coaching digital como CoachHub utilizan tecnología de IA para buscar a cada coachee el coach más adecuado. Los procesos de matching a menudo se basan en cosas como la experiencia del coach, las necesidades empresariales inmediatas y los requisitos del puesto de trabajo, el departamento y el sector, así como en las preferencias de cada coachee. En un estudio se descubrió que la relación cliente-coach puede beneficiarse de estilos complementarios (p. ej., de gestión o aprendizaje) y con la credibilidad correspondiente relacionada con el trabajo. Cuando una organización selecciona quién va a participar en el proceso de coaching comienza la fase de matching, una etapa realmente importante, como demuestran los estudios.

4. Enfoque personalizado

El coaching remoto se caracteriza por un enfoque en las necesidades exclusivas de cada coachee y se basa en estudios previos. La mayoría de las relaciones de coaching incluyen una fase inicial centrada en la creación de objetivos, seguida por conversaciones sobre los desafíos o los impedimentos, aparte de una reflexión continua. CoachHub utiliza un marco holístico de coaching que se centra en dos facetas clave: crecer como persona y como líder. No obstante, los marcos de coaching pueden variar, en relación del coach y de la solución de coaching digital utilizada.

5. Procesamiento, reflexión y cambio en la conducta

Independientemente de cuál sea la infraestructura de coaching, el objetivo dominante del coaching remoto es similar: proporcionar un espacio para que los coachees procesen lo aprendido y reflexionen, así como inspirar el cambio de conducta dentro de una organización. Por ejemplo, si una empresa desea desarrollar una plantilla inclusiva, el coaching digital se puede utilizar para ayudar a los coachees a ser más reflexivos y conocer sus prejuicios inconscientes. Esos cambios en la conducta pueden llevar a un aumento del sentido de pertenencia y de equidad dentro de la organización.

6. Crecimiento y desarrollo

Dado que el proceso de coaching se basa en soluciones y objetivos, hacer mediciones es un aspecto importante del coaching remoto. A menudo, los coachees supervisan su propio progreso evaluando los avances con respecto a los objetivos e hitos definidos. Frecuentemente, las organizaciones miden el impacto del coaching mediante encuestas y grupos de interés para evaluar factores como el bienestar y el compromiso del personal.

Los investigadores señalan que «aunque el ROI económico puede ser una métrica atractiva para directivos y organizaciones, hay marcos como el WBEF [Well-Being and Engagement Framework] y la consecución de objetivos que pueden proporcionar ratios mucho más completos y significativos».

El coaching remoto funciona para los empleados a todos los niveles

Al contrario que al prinicipio del coaching, el coaching remoto no es una herramienta pensada solo para solucionar un rendimiento deficiente de la alta dirección (CEO, CFO, etc.). El coaching remoto es una herramienta poderosa para el desarrollo profesional del personal, en todos los niveles de una organización. Como se menciona en el informe de Forbes: «Gracias al coaching virtual, muchos han sobrevivido y prosperado durante la pandemia. Ya no hay vuelta atrás».

Las investigaciones demuestran que el coaching remoto puede impactar de forma positiva en todo, desde la salud mental y el bienestar del personal, hasta una mejor comunicación entre los equipos. Asimismo, las relaciones de coaching pueden ayudar a crear espacios psicológicamente seguros y una cultura corporativa más sólida, en general.

Cuando está personalizado, el coaching remoto funciona para las necesidades específicas de cada persona. Y es particularmente eficaz cuando lo ofrecen coaches certificados que aprovechan de una tecnología fácil de usar.

Los estudios indican que el coaching remoto influye significativamente en los resultados finales, minimiza los costes logísticos relacionados con el coaching tradicional (como viajes y otros gastos), permite una mayor flexibilidad para coaches y coachees y a los líderes les permite ofrecer el coaching a un numero más alto de personas en la organización.

Leave a Comment

Your email address will not be published.



Oficinas en el mundo

La plataforma líder global de coaching digital

CoachHub es la plataforma global líder en el desarrollo del talento que permite a las organizaciones crear un programa de coaching personalizado, medible y escalable para toda la plantilla, independientemente del departamento y del nivel de antigüedad. Al hacerlo, las organizaciones pueden obtener una multitud de beneficios, incluyendo un mayor compromiso de los empleados, mayores niveles de productividad, un mejor rendimiento en el trabajo y una mayor retención. El grupo global de coaches de CoachHub está compuesto por más de 3.500 coaches empresariales certificados en 70 países de seis continentes, con sesiones de coaching disponibles en más de 60 idiomas, para dar servicio a más de 500 clientes. Nuestros programas se basan en la I+D avanzada de nuestro Coaching Lab, dirigido por el profesor Jonathan Passmore y nuestro Consejo Científico. CoachHub cuenta con el respaldo de inversores tecnológicos de referencia, como Draper Esprit, Holtzbrinck Ventures, Partech, RTP Global, Signals Venture Capital y Speedinvest. En septiembre de 2021, CoachHub adquirió la empresa francesa pionera en coaching digital MoovOne para crear un gigante global centrado en democratizar el coaching de manera conjunta.
This site is registered on wpml.org as a development site.